Ella todavía quiere más



Se folla al perro y quiere másHa terminado demasiado pronto, la mujer quiere más polla de perro dentro de ella porque aun no está lo suficientemente satisfecha, el animalito que se ha quedado como un rey déspues de venirle, quiere salir fuera pero ella no está dispuesta a renunciar a su orgasmo por lo que agarra fuertemente el aparato del ladrador y lo lleva hasta su sediento chumino que no le deja de palpitar pidiendo ser rellenado de un buen trozo de carne fresca y consistente.



Aunque llevan mucho tiempo liados y ya ha tenido su dosis pero la tía es una verdadera ninfómana y no es tan fácil satisfacerla, el podenco tendrá que emplearse a fondo y dar más de sí de lo que ha dado hasta ahora si quiere salir de allí, y mira que las cogidas perrunas no es que sean precisamente cortas, pero a ella le ha sabido a poco, incluso se ha ayudado con un dildo pero aun quiere mucho más y no para hasta que lo consigue.