Gozando del sexo con mi perro en la habitación



Esta chica se ha levantado hoy con muchas ganas de tener sexo, tenía el coño caliente y mojado y después de tocarse un poco para darse placer ella sola y desfogarse a decidido que no tenía bastante y necesitaba más, quería sentirse llena y hoy masturbarse no era suficiente, quería polla que poder chupar y meterse dentro de su chochito ardiendo, por eso ha pensado en su amante secreto, su perro.



Totalmente desnuda en su habitación ha llamado al perro marrón que tiene que es muy grande y muy buen dotado de verga, el ya sabe yo que es coger a su dueña porque ha tenido sexo con ella varias veces por lo que cuando la chica delgadita se pone de rodillas mostrándole todo el coño abierto el se lanza directo a chupar con su lengua todos los jugos que suelta y cada vez se excita más, luego se sube en su espalda con la verga salida y bien dura y le penetra duramente su coño varias veces lo que hace que los dos se corran de gusto y pasen una buena mañana de sexo duro y muy placentero.