Mi perro me folla como un pervertido



Perro negro salido me follaMi perro se pone muy salido cuando me ve con la tanga y se avanza para follarme, desde que lo tengo, al poco de llegar a casa ya se le veia las intenciones de montarme, no se que tiene este este perro que siempre tiene ganas de picar está con su taladradora carnosa restregándola siempre en mis piernas, no es como los otros perros que tienen algunos dias de vez en cuando con el subidon de semen, él siempre tiene los huevos llenos y dispuesto a descargar pero sobre todo en mi.



Aunque al principio me hacía mucha gracia no tardé mucho tiempo en tomarlo en serio porque notaba que cuando se subia a mi cama y me pasaba su manubrio por mi cara me daban ganas de darle un chupetón hasta que un día se lo di y me pareció muy gustoso, otro día llegué mas allá también se volvió a subir a mi cama y pasó su cosa empalmada rozándome el clítoris, fue tanto lo que sentí que mojé las sábanas y ahí fue cuando me desaté igual que él y le abrí mi concha de par en par para que pudiera rellenarla y así fue como el pervertido de mi perro me penetró y yo me vine que dio gusto.