Morenita cojida por un perro



nena follada por un perroNo hay nada mejor que tener sexo para relajarse y eso precisamente es lo que hace esta zorrita cuando llega a casa cansada de la universidad, ahí la está esperando su perro, un gran animal negro bien dotado de una polla dura como un palo y siempre dispuesto a follar con su amiga, ella ya entra excitada, seguramente todo el camino venía pensando en lo que iba a hacerle a su colega cuando llegase, solo eso la puso empapada y su raja estaba ardiendo así que cuando entró no quería esperar más y fue directa a por faena.



Esta morenita se desnudo y solo se dejó los zapatos, llamó a su mascota que llegó raudo y ya jadeando, sacaba la lengua nervioso porque sabía lo que iba a pasar y a el también le gusta claro, siempre que follan el perro se corre varias veces y se ha acostumbrado a ello, le da mucho gustito y ya cuando ve a la chica en pelotas sabe que hoy toca fiesta, ella se sienta en el sillón y sube las piernas apoyándolas en los reposa brazos, abre muy bien su coño peludo y el chucho enseguida va a lamer, tiene una lengua que parece un entrecot, es muy grande y con cada pasada le cubre la concha entera así que ella con estos lametones se pone como una moto, mientras el chupa su raja ella se toca un poco los pezones y el clítoris, ahora es su turno y quiere mamar así que se levanta y pone al perro en el suelo y se la chupa con esmero, con su lengua recorre todo el miembro saboreando todos los líquidos que de el salen y cuando ya está cansada de mamarla se pone a 4 patas y el perro se la clava por detrás, entra y sale ese tremendo pollón de su vagina y ahí en un primer plano podemos comprobar lo grande que es y como tiene ella el chocho de abierto y mojado, está muy exictada y está teniendo una eyaculación femenina que la lubrica aún más, como imagináis todo acaba en jadeos, placer y mucho semen, el perro con la polla bien roja y ella con la almeja abierta como el túnel del metro.